SEXO MÁS SEGURO ENTRE MUJERES LESBIANAS

 

¿Qué es el SIDA y el VIH?

 

El SIDA (síndrome de inmunodeficiencia adquirida) es la última etapa de la infección por el VIH (virus de inmunodeficiencia humana). Este virus ataca el sistema inmunológico destruyendo progresivamente las células encargadas de defenderlo de las enfermedades. Hablamos de Sida cuando la persona sufre ciertas infecciones oportunistas, determinados tipos de cáncer o alteraciones neurológicas que suponen una amenaza para su vida.

 

Una persona seropositiva es aquella que está infectada por el VIH, pero que no necesariamente ha desarrollado la enfermedad. Se puede vivir mucho tiempo sin tener síntomas y con una aspecto totalmente saludable. Tanto las personas sepositivas como las enfermas de Sida pueden transmitir el virus a otras personas durante toda su vida.

 

Recuerda que hay muchas personas que son seropositivas sin saberlo.

 

El VIH se encuentra en muchos fluidos del cuerpo, pero sólo tienen capacidad infecciosa en la sangre, el semen y en el flujo vaginal; el resto de fluidos no pueden contagiar ya que tienen una concentración de virus muy baja.

 

¿Cómo se transmite el VIH?

 

El contagio se produce cuando el virus, transportado por estos fluidos, se introduce en el torrente sanguíneo de otra persona. Por lo tanto no hay riesgo de contagio en las relaciones diarias, ni de convivencia, compartiendo utensilios domésticos, estornudando, tocándose, compartiendo lavabo y retrete.

 

El virus se transmite por contacto sexual sin protección, compartiendo jeringuillas y de la madre al hijo durante el embarazo o el parto.

 

¿Existe riesgo de contagio en las relaciones sexuales entre mujeres?

 

Muchas lesbianas creen que el VIH no es asunto suyo; piensan equivocadamente que sólo las mujeres que tienen relaciones con hombres o las que toman drogas intravenosas están en peligro. Esta falta de información es nuestro mayor riesgo.

 

Es cierto que el número de casos conocidos de transmisión sexual entre mujeres es pequeño, pero ésto no significa que no sea posible.

 

Así, que si tu pareja sexual o tú sois seropositivas, o ignoras si la mujer con la que vas a tener un contacto sexual lo es, debes saber existe el riesgo de la transmisión del virus VIH en todas aquellas prácticas en las que sangre o flujo vaginal penetran en el organismo de la otra persona.

 

A la hora de prevenir el Sida, tú escoges cuál es el grado de seguridad que quieres tener, pero recuerda, de las prácticas más habituales, el sexo oral/cunnilingus es la práctica de mayor riesgo (y que aumenta con la menstruación).

 

Las prácticas siguientes se pueden considerar de bajo riesgo, siempre que las hagas en época no menstrual o con protección.

 

* PENETRACIÓN con los dedos o el puño. Tiene riesgo de contagio a través de heridas o llagas que una tiene sin darse cuenta, por morderse las uñas, cortes, quemaduras, etc ...

* FROTE DE SEXO CON SEXO: las tijeras, el bollo, tribadismo. Estás en contacto las dos mucosas genitales. Es posible que si lo hacéis con mucha fuerza provoquéis pequeñas heridas.

 

Otra vías de transmisión:

 

* DROGAS INTRAVENOSAS Es muy arriesgado compartir jeringuillas.

* UTENSILIOS DE HIGIENE PERSONAL, cepillo de dientes, hojas de afeitar,

tijeras de manicura, pinzas de depilar, corta uñas... Al compartirlos,

sangre infectada puede entrar al cuerpo de la otra persona a través de

heridas o llagas.

 

¿Cómo protegernos?

 

Evitando que la sangre o el flujo vaginal se transmita de una persona a otra. En concreto:

 

* SEXO ORAL Para protegerte puedes utilizar un condón cortado (procura que no lleve lubricante porque tiene un desagradable sabor) y ponerlo en el sexo de tu amante. Si quieres, también puedes utilizar un trozo de plástico fino para envolver alimentos (pero tiene que ser de una buena marca, porque si no, no protege bien) o un "dental dam" (una barrera de látex que se vende para dentistas).

* PENETRACIÓN Puedes utilizar un guante de látex muy fino (los venden en farmacias o droguerías) y poner un poco de lubricante hidrosoluble dentro y en el sexo de tu amante.

* JUGUETES SEXUALES Si los compartís, ponles un condón y cámbialo cuando los paséis de la una a la otra.

* MASTURBACIÓN MUTUA Durante la regla puedes utilizar también una barrera plástica o ponerte un guante de látex si quieres sentirte más segura.

* FROTE DE SEXO CON SEXO Para protegerte puedes utilizar también una barrera de plástico.

* PRÁCTICAS SADOMASOQUISTAS Solamente hay riesgo intercambiando los objetos cuando hay sangre que pueda entrar en el cuerpo de la otra.

* TODO ESO PUEDES HACER SIN RIESGO Besos profundos, masajes, abrazos, frotarse, baños conjuntos, chupar los pechos, etc...

 

Recuerda:

El riesgo de la práctica aumenta durante la menstruación.

Si practicas el sexo seguro disfrutas de tu cuerpo a la vez que evitas el contagio, no únicamente del VIH, sino también de otras enfermedades de transmisión sexual.

El uso de condones, guantes y barreras de plástico/látex es muy fácil y puede resultar muy agradable incluso divertido y excitante.

A PARTE DE LAS RELACIONES SEXUALES CON MUJERES NO OLVIDES...

 

* Si te acuestas con hombres utiliza condones en las penetraciones y no que se corran en tu boca

* No compartas ni jeringuillas, ni agujas.

* Si quieres tener un hijo, asegurate que el "donante" no es seropositivo. Los bancos de esperma son seguros.

 

El SIDA no nos deja de afectar por el hecho de ser lesbianas o por estar enamoradas. Ataca a todas y a todos por igual.

Tenemos que hablar honestamente con nuestras parejas, con personas con que compartimos drogas y con nuestras amigas y amigos en general.

La existencia del VIH no tiene porque limitar tu sexualidad. Todo lo contrario: puedes hacer lo que quieras y con quien quieras, sólo tienes que saber de qué forma tienes que protegerte y proteger a tu pareja.

Para cualquier sugerencia o consulta, por favor dirigiros por correo

electrónico al siguiente e-mail

 

cogailes@pangea.org. Copyright © Coordinadora Gai-Lesbiana

 

Volver a Sexualidades

Volver a Página Principal